miércoles, 18 de septiembre de 2013

Vasitos de bacalao y pimientos del piquillo





Vamos hoy con el segundo entrante de la comida que hablé en el post anterior.
Esta vez se trata de una presentación en vasitos que da mucho juego, pues permite presentar elaboraciones diferentes en pequeño formato que las hacen ideales para poner como aperitivo o como en este caso en un conjunto de entrantes.
La receta es muy simple, está sacada del blog de cuinetes, un blog muy interesante con opciones diferentes y bastante buenas.
Este aperitivo está basado en la típica brandada de bacalao y su unión con los pimientos del piquillo nos recuerdan al plato de pimientos de piquillo rellenos de brandada, plato bastante popular.
En el blog de origen lo remataban con unas pipas caramelizadas que yo omití, pues no quería ese contraste tan dulce. La guindilla es opcional y si no les gusta picante la eliminan o ponen media, en fin a gusto del consumidor.
Ya verán, como les dije, que su preparación es simple y el resultado muy bueno. Los pimientos del piquillo que utilicé son de pote ya cortados en tiras, naturalmente sobró mucho pero lo utilicé en una ensalada.
Nada más, como siempre disfruten de la receta y vigilen su alimentación.


INGREDIENTES:
Para 6 vasitos
- 350 gr de bacalao desalado
- 50 ml de leche
- 50 ml de crema de leche
- 50 ml de aceite de oliva virgen extra
- 2 dientes de ajo grandes
- unos cuantos granos de pimienta negra
- 1 guindilla  (Opcional)
- 1 hoja de laurel
- sal Costa

PREPARACIÓN:

Pelamos y laminamos los ajos. Las freímos junto con la guindilla a fuego lento hasta que los ajos queden tostados, pero que se queden negros, los retiramos y reservamos sobre papel absorbente. La guindilla la desechamos.
Ponemos el bacalao en una olla con agua, los granos de pimienta y la hoja de laurel. Lo dejamos 5 minutos a partir del comienzo de la ebullición. Lo sacamos del agua y retiramos la piel y las espinas que haya.
Calentamos la crema de leche y la leche.
En la batidora ponemos el bacalao desmigado y mientras trituramos vamos añadiendo el aceite perfumado de freír los ajos y la guindilla, la crema de leche y la leche.
Debe quedar como una crema no muy espesa. Rectificamos de sal.
A cucharadas o con una manga pastelera llenamos los vasitos dejando espacio para colocar el resto de ingredientes. Los llevamos a la nevera que se enfríen.
Una vez fríos colocamos en cada vasito unas tiras finas de pimiento y encima un par o tres de láminas de ajo tostado y servimos.
Si quieren utilizar las pipas caramelizadas de adorno ponemos 50 gr de pipas peladas en una sartén con 50 gr de azúcar.  Las cocemos a fuego muy lento y dando vueltas continuamente hasta que las pipas queden impregnadas del azúcar que habrá caramelizado ligeramente. Cuidado al sacarlas porque estarán muy calientes, las dejamos enfriar y las ponemos en los vasitos. También pueden hacer como en el blog original, comprarlas ya caramelizadas (Garrapiñadas).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Rodaballo al horno 4ª ANIVERSARIO

Hoy es el 4º aniversario de este blog que lleva una temporada bastante descuidado, siempre me digo de cuidarlo más, pero la vida a ve...