viernes, 3 de enero de 2014

Confitura Vieux garçon



Bienvenidos a este nuevo año 2014, un año fresquito acabado de hacer para que lo disfrutemos como cosacos, para que olvidemos las penurias del año pasado y para que empecemos a cocinar con más fuerza y alegría.
Y que mejor para empezar el año que una receta dulce, muy dulce y deliciosa que nos permitirá redondear la cuenta de calorías acumuladas en estas fiestas.
Es una receta simple, pero de larga elaboración, pues empieza a prepararse en la época de las fresas y se finaliza en Navidad después de haber hecho todos los pasos necesarios.
Es una receta que debería haber puesto hace tiempo, pero la cosa no fue así y pongo ahora su resultado final.
Este año volveré a repetirla e iré poniendo entradas recordatorios para que vayan haciéndola.
Se trata de la confitura de frutas llamada “Vieux garçon”, es una confitura muy típica francesa que se toma para la Navidad.
Su nombre viene del hecho que antiguamente era costumbre prepararla por o para los hombres ya maduros que aún no se habían casado y vivían solos o con otros familiares y la preparaban ellos mismos o sus criadas. En Francia se les llama “concos”, en algunas zonas de Cataluña se utiliza la palabra conco para ese menester, igual que a la hermana soltera se le llama “tieta”.
Como les digo su preparación no tiene más misterio que estar pendientes de las frutas en su temporada e irlas añadiendo a la mezcla.
La receta está sacada de varias fuentes entre ellas unas francesas y una de aquí, el blog Cuina cinc.
La preparación que les pongo es sólo orientativa y pueden poner las frutas que quieran siempre que respeten las proporciones.
Espero que se animen a hacerla y juntos llegaremos a la próxima Navidad con una confitura excelente.
Como siempre y sobre todo este año, vigilen su alimentación.


INGREDIENTES:

- Un pote grande de vidrio o cerámica con cierre hermético y de gran capacidad.
- Un aguardiente de calidad, orujo, vodka, ron blanco
- Azúcar, la misma cantidad en peso que la fruta añadida
- Las frutas según temporada

PREPARACIÓN:

Dispondremos de un recipiente grande, yo utilicé un pote de dos litros y medio, pero mejor que usen uno de esos potes grandotes de las aceitunas.

Los llenaremos en una tercera parte del licor escogido, yo usé ron blanco Bacardi, pero pueden poner el que prefieran, un buen vodka o un orujo, el que sea, pero no anís dulce, pues la confitura ya llevará mucho azúcar.
En función de la temporada iremos añadiendo las frutas y cada vez que pongamos una fruta añadiremos la misma cantidad en peso de azúcar.
Las frutas como orientación podemos poner:
Mayo y junio: Fresas, nísperos, albaricoques, cerezas, peras pequeñas, aquí las llamamos peras de Sant Joan.
Las fresas las lavamos, eliminamos las hojas y las cortamos por la mitad y añadimos el mismo peso de azúcar.
Los nísperos, albaricoques, y peritas se lavan y no se pelan, se parten y se quitan los piñones y las semillas, misma cantidad de azúcar que de fruta.
Las cerezas se lavan y deshuesan.
Julio y agosto: pondremos melocotón y ciruelas claudias, se lavan, se cortan y se les quita el hueso. Más azúcar.
Septiembre: los higos y las uvas. Se lavan y se ponen tal cual, si los higos son muy grandes los partiremos por la mitad. Más azúcar.

Aunque les parezca que el azúcar no se disuelve no se preocupen, a la larga lo hará.
Siempre añadiremos la misma cantidad de azúcar que de fruta, esto es esencial.
El licor que sea neutro como he explicado.
No se tiene que remover nunca.
A lo largo del año les iré recordando los pasos. 
Finalizo con un primer plano de la confitura.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Rodaballo al horno 4ª ANIVERSARIO

Hoy es el 4º aniversario de este blog que lleva una temporada bastante descuidado, siempre me digo de cuidarlo más, pero la vida a ve...